Blog de carovidal

“Nuestro deber moral es continuar con la conversación”

Juan Luis Suárez

 

El pasado 17 de agosto Juan Luis Suárez, director de Laboratorio de humanidades digitales CulturePlex en la Universidad de Western Ontario (Canadá), estuvo en la Biblioteca Luis Ángel Arango a cargo de una conferencia sobre el lenguaje de la paz en Colombia. El video completo de esta charla, que se realizó en el marco del proyecto La paz se toma la palabra, ya está disponible en nuestra página web.

“El lenguaje de la paz, lo que revelan los datos” fue el título de la conferencia a cargo del profesor e investigador Juan Luis Suárez en la BLAA, un escenario para compartir algunas revelaciones que arrojaron millones de datos sobre la paz en Colombia, resultados de un estudio realizado por el Laboratorio de humanidades digitales Culture Plex en la Universidad de Western Canadá, que dirige Juan Luis, en el que se muestra las dificultades que Colombia está encontrando para forjar un lenguaje que dé razón al significado de “paz”.

Durante la conferencia contó a los asistentes algunos hallazgos sobre el comportamiento lingüístico de los colombianos basados en el análisis de miles de datos (redes sociales), documentos sobre el proceso de paz y archivos del proyecto La paz se toma la palabra. ¿Qué decimos y cómo lo decimos cuando hablamos de paz?, ¿qué posición moral adoptamos frente a afirmaciones sobre el proceso de paz? y ¿cómo describimos a las víctimas?, fueron algunas de las preguntas planeadas durante la conferencia

 “El significado es esencialmente intersubjetivo”

El profesor Juan Luis Suárez se detuvo a analizar algunos términos mencionados en esta afirmación del filósofo Donald Davidson (“El significado es esencialmente intersubjetivo”) para hablarnos de las conversaciones de paz que iniciaron en la habana en 2012 y que,  posteriormente, mutaron a conversaciones que continúan hoy en los hogares,  la academia, los lugares de trabajo y las redes sociales, entre otros.

“Los patrones que hemos intentado detectar están en los documentos publicados por el Alto Comisionado de Paz durante el proceso de paz, los documentos finales y también por las opiniones de miles de colombianos utilizando técnicas de lectura y en algunas ocasiones técnicas de inteligencia artificial. Lo que nos permitió abordar la inmensidad de textos y opiniones acerca de lo que entendemos por paz.”, contó Juan Luis.

Durante su intervención compartió algunos  hallazgos importantes de este estudio. Por ejemplo, el análisis de la frecuencia de palabras en los textos de la negociación que arrojó ocho principales: Acuerdo, nacional, conflicto, gobierno, Farc, política, Colombia y paz.

Otro de sus hallazgos fue lo que denominó “metáfora de la construcción” y cómo esta es la base en la definición de paz usada en el acuerdo, así como de los dos sentidos utilizados para esta palabra en todos los textos: como significado del fin de la violencia y como significado de construcción de país. También mencionó el concepto de “la nueva Colombia” y la presencia del “nosotros” como sujeto gramatical de casi todas las oraciones de los acuerdos, en especial en el capítulo de las víctimas.

A propósito de las víctimas, Juan Luis compartió el siguiente hallazgo: “en los cientos de documentos analizados encontramos que cuando aparece la palabra víctima, aparece también  en la misma frase o párrafo la palabra conflicto, y es que solo las victimas pueden legitimar las tres interpretaciones del conflicto que encontramos en estos documentos”.

Además, a pesar de que las víctimas fueron  el centro moral de los acuerdos durante los cinco años de negociación aparecen en la posición 16 de las frecuencias de palabras.

Lo que dicen los colombianos

Los resultados del estudio surgen, además, del análisis de archivos del proyecto La paz se toma la palabra, a través de las cuales se analizó el lenguaje utilizado por  los colombianos. Resultados de las herramientas Hechos de paz y Los niños piensan la paz, audios del podcast La paz se cuenta, así como la conversación en Twitter (alrededor de 3  millones de tweets que contuvieran las palabras “paz” y “Colombia” recogidos en 2016) fueron utilizados en este estudio. 

“Los acuerdos son el documento más importante que se ha producido en los últimos años para facilitar la mutua interpretación sobre lo ha sido, lo que es y sobre todo lo que será Colombia, así como para la creación de un lenguaje mínimo en el que todos se sientan representados. Ahora es nuestro deber moral mantener viva esa conversación”.

Los invitamos a ver el video completo de esta conferencia.

 

Image: 

Categoria: 

Fecha: 

Viernes, Octubre 12, 2018

Ciudad: 

Bogotá

Armenia le apuesta a las herramientas ciudadanas para la paz

Ilustración Powerpaola

Durante el mes de octubre el Centro Cultural del Banco de la República en Armenia realizará un ciclo de talleres dedicado a crear y fomentar herramientas ciudadanas para la paz. 

El ciclo de talleres, dirigido a líderes y lideresas comunitarias, mediadores, estudiantes, docentes y todos aquellos interesados en la construcción de culturas de paz o con alguna incidencia social en el campo económico, cultural y social, estará a cargo de Francisco Castaño, docente investigador doctor en pensamiento político democracia y ciudadanía.

“Es importante la participación en estos talleres porque de alguna manera en la región del Eje cafetero está cada día disminuyendo la respuesta ciudadana frente a temas de cambio climático, seguridad alimentaria, contaminación y convivencia”, aseguró Cataño en una nota para el Periódico La Crónica el Quindio.

El ciclo de 5  talleres que se realizará semanalmente desde el lunes 1 de octubre y que busca reflexionar sobre las relaciones entre el ser humano y la naturaleza, tendrá varias temáticas como economía ciudadana sostenible, transformación del conflicto ciudadano estable, herramientas para una sana convivencia y la cultura como mediadora de paz.

Los interesados deben inscribirse en el correo: [email protected]

 

Image: 

Categoria: 

Fecha: 

Viernes, Septiembre 28, 2018

Ciudad: 

Bogotá

Remendar cosas para reparar la vida y el tejido social

Sarah Richardson

Remendando un objeto que les evocaba a su ser querido, mujeres víctimas vivieron un proceso de reparación simbólica individual y de fortalecimiento de los lazos de solidaridad entre el grupo. El resultado fue una instalación artística en el que 20 mujeres familiares de desaparecidos del Ejército Nacional y de la Fundación Madres Víctimas de Falsos Positivos (MAFAPO) repararon por un momento la ausencia y comprendieron que su dolor era el mismo. 

La exposición del Museo del Oro del Banco de la República ¿Esto tiene arreglo? Cómo y por qué reparamos las cosas explora la relación entre las personas y los objetos a través de las prácticas de la reparación. Una de sus premisas es que toda reparación es al mismo tiempo un trabajo sobre lo material y sobre lo inmaterial: cuando alguien repara un objeto restituye tanto sus características físicas como su vínculo con él. De la misma manera, los actos de reparación simbólica en contextos sociales afectados por la violencia también buscan reestablecer lazos sociales perdidos y reconstruir el dialogo entre víctima, victimario y sociedad.

Lea aquí la nota completa.

Image: 

Categoria: 

Fecha: 

Viernes, Septiembre 28, 2018

Ciudad: 

Bogotá

Los nuevos Hechos de Paz

Foto tomada por: Efraín HerreraSistema Informativo del Gobierno.

“Paz es vivir en equilibrio y armonía  con todas las cosas vivas”, esta es la definición de paz de la gobernadora del pueblo indígena Misak Misak (sur de Colombia), una frase que refleja el propósito de la línea de tiempo Hechos de paz, una lista de hitos históricos que hace parte de nuestro baúl de herramientas. En esta línea de tiempo mostramos los actos que persistieron en la idea de paz a pesar del conflicto y que nos han permitido avanzar hacia una sociedad más justa, armónica y en equilibrio. A propósito del Día Internacional de la Paz, actualizamos esta línea de tiempo con hechos que ocurrieron durante el último año, entre las novedades están loa hitos relacionados con “Hacer las paces con la naturaleza”. 

Hechos de paz es una línea de tiempo que organiza cronológicamente los acontecimientos que han dado luces de paz a nuestra historia, desde 1879, con la solución de la Guerra de los Mil Días, hasta los eventos más recientes.  

La escogencia de estos hechos va más allá de una selección de acontecimientos, lo que busca es generar un contexto a través de hechos específicos para entender nuestra historia y nuestro papel como ciudadanos en el posconflicto. La Línea de tiempo tiene varias categorías. Están los actos promovidos por la sociedad civil, los de las instituciones estatales y los diálogos con organizaciones alzadas en armas. También tiene un capítulo dedicado a referentes latinoamericanos.

Nuevos hechos de paz

Esta herramienta, que además tiene una versión física que se presenta en los diferentes Centros Culturales del Banco de la República, universidades, y bibliotecas del país, fue pensada como una línea de tiempo viva, es por eso que decidimos actualizarla con los hechos de paz que han sucedido en el último año. 

Acontecimientos como la creación de la Jurisdicción Especial para la paz (JEP), la presentación de “Fragmentos”, la obra realizada por Doris Salcedo con las armas entregadas tras el acuerdo de paz con las Farc, o la velatón por la paz son algunos de los nuevos hechos que desde ahora conforman esta línea de tiempo. Entre las novedades de esta línea de tiempo, está la introducción de nuevos hitos relacionados con “Hacer las paces con la naturaleza”, una de las líneas temáticas del proyecto”. 

 Algunos de estos hechos, que hacen referencia a acciones de paz con la naturaleza,  son por ejemplo la sentencia que reconoce los derechos del Río Atrato  o la declaratoria de los derechos de la Amazonía. Estos hechos, resultado de movilizaciones ciudadanas a favor  de la justicia ambiental, son considerados hechos de paz porque promueven relaciones de paz entre la sociedad y el medio ambiente. 

Te invitamos a consultarla y compartirla. Línea de tiempo Hechos de paz

La paz es una construcción cotidiana y de todos, por eso los invitamos a compartir los hechos de paz que consideren deben estar en esta línea de tiempo. Solo deben completar el siguiente formulario.

 

Image: 

Categoria: 

Fecha: 

Viernes, Septiembre 21, 2018

Ciudad: 

Bogotá

“Para poder cambiar las cosas hay que hacer desorden”

Foto tomada de la cuenta altairlibre en Flickr

“Para poder cambiar las cosas hay que hacer desorden” es una de las consignas de vida de Alirio González, creador y gestor de la Escuela Audiovisual Infantil de Belén de los Andaquíes (Caquetá). Alirio es el invitado al episodio #8 del podcast La Paz se cuenta, en el que conversó sobre la importancia de contar historias locales.

Detrás de la historia de la Escuela Audiovisual Infantil, que nació hace más de 13 años en la puerta a la Amazonía colombiana, está Alirio González, un belemita que luego de salir a buscar oportunidades en la capital volvió al Caquetá para echar raíces en su territorio. Entre los muchos proyectos que impulsó Alirio en su comunidad surgió la Escuela Audiovisual Infantil,  una iniciativa que nació con una cámara, muchas preguntas y cientos de historias por contar. 

La idea de Alirio era buscar formas para que los niños y jóvenes del municipio contaran qué significa nacer y vivir en Belén de los Andaquíes.  A partir de esa primera inquietud y de las conversaciones entre niños y jóvenes del territorio se fueron tejiendo muchas historias que se convirtieron finalmente en decenas de películas, animaciones, un canal de televisión, un programa de radio, premios y viajes.

Escuche el audio y lea la noticia completa en este enlace.

Image: 

Categoria: 

Fecha: 

Martes, Septiembre 18, 2018

Ciudad: 

Bogotá

Contar para transformar

Iveth Hernández

En las palabras y las imágenes hemos encontrado formas poderosas para encontrarnos y no enfrentarnos. Es por eso que les contaremos sobre el trabajo de Iveth Hernández, quien a través de la narración oral ha encontrado su estrategia de mediación.

Iveth Hernández vive en Barranquilla y, además de cuentera de tradición oral, se dedica a la promoción de lectura, la cuentoterapia y la investigación cultural. Es gestora cultural, escritora, tallerista y fundadora de la Organización A Narrar se dijo JusCarajo, un colectivo de narración. La organización la componen niños y jóvenes, quienes buscan transformar a través de los cuentos, sus talleres, en instituciones educativas, y  casas de cultura, se enfocan en la oralidad tradicional y la literatura propia de la Región Caribe.

Cuando su hijo tenía 5 años le declararon diabetes millitus tipo 1. Cuatro veces al día tenía que inyectarle insulina y hace gluconetrias constantemente. Iveth, economista de profesión, trabajaba en el Departamento Nacional de Estadísticas a la vez que se hacía cargo del tratamiento de su hijo. “Un día llegué a casa y debía aplicar su insulina, lo coloqué en mis piernas e inventé historia tras historia para calmar su dolor, así empecé. En 2003 llegó una invitación  de la escuela de mi hijo para para participar en un taller literario del Museo Bolivariano a cargo del cuentero Iván Torres, así que asistí y fue maravilloso. Allí conocí a los del Semillero Luneta del que hoy en día hago parte”.

A partir de esta historia inició para Iveth un camino demarcado por los cuentos y la narración. Una de sus labores es la cuentoterapia, o arte de sanar a través de los cuentos, que al estar cargados de elementos de fantasía y emociones se convierten en apoyos enriquecedores en medio de procesos terapéuticos. Con esta iniciativa Iveth ha apoyado a fundaciones como Féniz, Copservir y Creando Huellas para el futuro entre otras. 

Tradición oral para la paz

“Inicié realizando talleres de creación literaria y lectura en voz alta, pero no como una forma de trabajo sino como un apoyo para sanar emocionalmente a mi hijo. Así, sin planearlo, empecé a contarle historias a él y a otros”. Iveth fue voluntaria en la iniciativa Libros libres para todos en Barranquilla y fue a través de esta que conoció el proyecto La paz se toma la palabra del Banco de la República.

“Considero que la oralidad es una herramienta indispensable para la construcción de paz. Un cuento no es por la boca de quien  lo dice sino por la oreja de quien lo escucha y es esto lo que  logramos cuando contamos historias,  que nos escuchen, y es precisamente la carencia de escucha nuestro gran problema como sociedad.” 

La narración, según Iveth,  nos expone al diálogo y contar historias nos lleva a puntos de encuentro y de acuerdo. “Es urgente transmitir saberes, traspasar esa cultura de paz. Hay  historias en las localidades rurales que  merecen ser escuchadas y que  nos ayudarían a empoderar a niños campesinos y jóvenes a través de la palabra.”

Una herramienta de memoria colectiva, así describe Iveth su principal motivación para ser parte de la Red de mediadores culturales La paz se toma la palabra. “Lo más importante es que quiero formar parte de  procesos que contribuyan al fortalecimiento de  culturas de  paz en el país desde mi comunidad, ese es gran valor de este proyecto.”

En su trabajo de mediación cultural y promoción cultural, Iveth saca provecho de herramientas como Las reglas del juego, Los niños piensan la paz, Frente al otro y Hechos de paz. “Con este proyecto he podido intercambiar experiencias,  apoyar en formación a jóvenes y adultos mayores en procesos de  cultura por la paz, contribuir con la divulgación de este proyecto cultural en comunidades que  ni siquiera sabía que existía una apuesta cultural en el banco de la República. Me siento feliz de  aportar y de que  me aporten también.  Encontrar mediadores que  me cuentan sus experiencias, que al final,  veo ya como experiencias de vida.”

 

Image: 

Categoria: 

Fecha: 

Domingo, Septiembre 2, 2018

Ciudad: 

Barranquilla

“Los miedos son monstruos que podemos enfrentar”

Juan Felipe Torres

Hace unos días, Juan Felipe Torres, uno de los mediadores del proyecto La Paz se toma la palabra – nodo Bogotá, realizó un taller que reunió a niños y niñas inmigrantes venezolanos para conversar sobre los miedos.

Sucedió en la Plaza de los Mártires de Bogotá, un espacio que ha sido recuperado por entidades del Gobierno y se ha convertido en un punto de encuentro para que niños de la localidad puedan participar activamente en ejercicios de mediación de cultura que promueven entidades como la Fundación Gilberto Alzate Avendaño y el Instituto Distrital de las Artes (IDARTES) con su programa Libro Al viento.

Juan Felipe Torres

Juan Felipe Torres, promotor de lectura con Libro al viento y miembro del nodo Bogotá en nuestra Red de Mediadores, lideró esta actividad en la que niños inmigrantes venezolanos hablaron y reflexionaron sobre sus miedos. El taller se llamó: Los miedos como monstruos que podemos enfrentar y desterrar. 

Durante la actividad se leyeron en voz alta libros como Tengo miedo de Ivar Da Coll, Sapo tiene miedo de Max Velthuijs y Vamos a cazar un oso de Michael Rosen. “También vinculamos a estas lecturas herramientas como Hechos de paz, en especial Mi línea de tiempo, y Contando historias (…) Luego de las lecturas organizamos tres estaciones de actividades, preparadas con las herramientas, que cada niño recorrió”, cuenta Diedre Becerra, quien lidera el nodo Bogotá.

Juan felipe Torres

Los miedos

A las culebras, a las cucarachas, a los ratones o a “Chucky”, estos fueron algunos de los miedos de los que hablaron los niños en su actividad. También expresaron sus sentimientos de rabia con maltrato animal. “Uno de los mediadores cerró el taller con un taller para construir monstruos de papel, además entregamos palomas blancas para los niños como recordatorio de la actividad. Finalmente os despedimos con un rugido de monstruo.”

Estos encuentros de promoción de lectura se realizan dos veces al mes y se realizan con la ayuda de la Colección inicial de Libro al viento, compuesta por libros de literatura infantil, la maleta viajera de la paz y las herramientas del proyecto La Paz se toma la palabra.

 

Juan Felipe Torres

 

Image: 

Categoria: 

imagenes: 

Fecha: 

Domingo, Septiembre 2, 2018

Ciudad: 

Bogotá

“Todo se reduce a la ética”

Luis Ospina y Everardo González

Iniciamos el ciclo “Hablemos de  verdad” con la conversación entre los cineastas Luis Ospina y Everardo González, quienes reflexionaron sobre los límites que dividen la verdad y la ficción en el cine. Compartimos el video completo de esta charla, que hace parte del proyecto La Paz se toma la palabra.

“Lo real vs. Lo verdadero en el cine” fue el título de la conversación entre el cineasta colombiano Luis Ospina y el documentalista mexicano Everardo González, quienes a partir de una reflexión del documentalista chileno Francisco Hervé, hablaron de cómo el cine puede contar verdades o ficciones verosímiles. Hervé afirma que: "en cine nada es falso. Se dice que es un falso documental porque se trata en realidad de una ficción que tiene apariencia de documental. Ni las ficciones son falsas ni los documentales son verdaderos”.

“Si nos preguntamos cuál es nuestra responsabilidad (cineastas) creo que sería la de reflexionar sobre el espectador y la credibilidad que otorga a lo que ve en la pantalla”, cuenta Everardo, que agregó “la realidad está en cómo la percibimos, construimos nuestra memoria en cuatro o cinco imágenes que están en nuestra mente. La “realidad” es tan solo es un pequeño fragmento de ella misma”.

¿Una mentira o una verdad absoluta? Luis y Everardo conversaron, a través de sus experiencias como documentalistas, de estos dos conceptos que rodean su quehacer. “Desde su definición  está dada la esencia de la ficción en el documental. Es una fragmento de realidad manipulada, está filtrada por la visión del director”, afirma Luis Ospina.

Para Everardo González “cuando en el cine se quiere presentar una verdad absoluta se niega algo fundamental: la interpretación”. A propósito de esta frase, el mexicano compartió detalles sobre su trabajo en el documental “La libertad de diablo”. Durante el largometraje presentó, tanto a víctimas como victimarios con las mismas máscaras. “Las máscaras están inspiradas en el movimiento zapatista, con ellas se anula lo que todos damos por hecho, por ejemplo las clases sociales”.

 

Sobre la parcialización de la imagen

Aunque para los dos cineastas buscar una verdad absoluta en el cine ignora, a su vez, los procesos subjetivos de interpretación y percepción de la realidad, para Ospina hay algo claro y es  que “hacer documental es también una forma de resistencia, es decir lo que a otros nos les interesa decir” y eso  nos lleva a que, a final, “todo se reduce a la ética”.

Respecto a esto González opina que “el espectador, al final, no se queda con la pulcritud del proceso, sino con las emociones que le produce”, así que si bien “las películas deben tener códigos éticos también deben tener dosis de irresponsabilidad”.

“Hacemos películas porque tenemos preguntas, no porque tenemos las respuestas”.

Image: 

Categoria: 

Fecha: 

Lunes, Agosto 27, 2018

Ciudad: 

Bogotá

Puentes para encontrarnos

El pasado 23 de agosto se realizó en el Centro cultural del Banco de la República en Neiva el primer encuentro de la iniciativa “Puentes para encontrarnos”, un espacio dedicado a la promoción y divulgación del baúl de herramientas del proyecto La paz se toma la palabra.

Taller LPSTLP Neiva

El propósito de esta actividad fue promover y difundir las herramientas del proyecto para generar espacios de diálogo y cultura de paz. Al encuentro asistieron 17 personas entre docentes, trabajadores sociales, padres de familia y agentes culturales. 

Taller LPSTLP Neiva

En la primera parte del taller se abordaron las herramientas digitales, luego se presentó la herramienta “Hechos de paz” con la que los asistentes pudieron construir su línea de tiempo.   La idea es que por medio de la experimentación y la apropiación de estas herramientas se puedan generar nuevas estrategias y contenidos que potencien los procesos que desarrollan los asistentes en sus comunidades propiciando espacios de conversación.

Taller LPSTLP Neiva

 

Fotografías por: Lubeth Peralta Rojas

 

Image: 

Categoria: 

imagenes: 

Fecha: 

Lunes, Agosto 27, 2018

Ciudad: 

Neiva

¿Qué dicen los colombianos cuando hablan de paz?

Como parte del ciclo de conferencias del proyecto La Paz se toma la palabra, el profesor de estudios  hispánicos Juan Luis Suárez estará en la Biblioteca Luis Ángel Arango el viernes 17 de agosto para hablar de “El lenguaje de la paz”.

¿Cuál es el comportamiento lingüístico de los colombianos?, ¿qué dicen y cómo lo dicen cuando hablan de la paz?, son algunas preguntas que se plantearán durante la conferencia “El lenguaje de la paz, lo que revelan los datos”. Las respuestas son el resultado de un análisis de miles de documentos sobre el proceso de paz, el habla de los colombianos y el uso de las redes sociales.

Los resultados de este estudio, realizado por el Laboratorio de humanidades digitales Culture Plex en la Universidad de Western Canadá, que dirige Juan Luis Suárez,  muestra las dificultades que Colombia está encontrando para forjar un lenguaje que dé razón al significado de “paz”. Su conclusión más importante es que la peor tentación para Colombia en estos momentos es intentar detener los procesos de interpretación sobre lo que es la paz. El estudio está basado en técnicas de inteligencia artificial y las teorías del filósofo del lenguaje Donald Davidson. Davinson dejó importantes conocimientos sobre la influencia lingüística y la naturaleza de la verdad, uno de sus aportes más recurrentes fue el del “intercambio social como base del lenguaje y el conocimiento”, una tesis que se opone a la presentada por Descartes y que se resume en la declaración “Pienso, luego existo”. 

 La conferencia “El lenguaje de la paz, lo que revelan los datos” será el viernes 17 de agosto a partir de las 4:00 p.m. en el Centro de eventos de la Biblioteca Luis Ángel Arango. La entrada es libre hasta completar aforo. Más información.

Sobre el conferencista

Juan Luis Suárez es director de Laboratorio de humanidades digitales CulturePlex en la Universidad de Western Ontario (Canada). Tiene los grados de doctor en Filosofía por la Universidad de Salamanca y en Estudios Hispánicos por la Universidad de McGill en Montreal (Canadá). Recientemente completó un Máster Ejecutivo en Negocios en la IE Business School. Su investigación se enfoca en el modelado de datos culturales, big data, emprendimiento, redes culturales, humanidades digitales, tecnologías del humanismo, el Barroco y estudios transatlánticos. Suárez ha también dirigido la Iniciativa Interdisciplinaria en Humanidades Digitales en su universidad y el proyecto internacional El Barroco Hispano (2006-2014). Entre sus publicaciones más importantes se encuentran “Towards a digital geography of Hispanic Baroque art”, “Evolving Creativity: An Analysis of the Creative Method in elBulli Restaurant” y “The Business of Culture”. 

Image: 

Categoria: 

imagenes: 

Fecha: 

Miércoles, Agosto 15, 2018

Ciudad: 

Bogotá

Páginas

Suscribirse a RSS - Blog de carovidal

Comentarios